Press "Enter" to skip to content

Fútbol femenino DANUBIO listo e ilusionado para 7 FINALES

El ascenso a la primera del fútbol de mujeres charrúa promete intensidad y emociones. “Estamos en el compromiso de querer y luchar por subir”, dice Matías García, DT de las chicas de “la franja”.

Javier Conde @futbolella / @jconde64

Ocho equipos se juegan desde este fin de semana de mediados de septiembre dos puestos para estar en la primera división en la temporada 2020. Danubio, segundo en la ronda clasificatoria, llega repotenciado.

“Fue un partido histórico”, dice Matías García Miclasevich, en referencia al empate 4 a 4 en la última fecha contra el imbatible líder Defensor Sporting. Las chicas de la franja, por esa raya negra que cruza la camiseta, perdían por cuatro al finalizar el primer tiempo. Y le dieron vuelta.

Defensor solo había recibido dos goles en los 14 partidos previos. “Era un rival difícil, complicado, que venía ganando todo, pero confíamos en nosotros”, sintetiza García.

Matías García y Andreína Borges, la dupla de Danubio mayor (Cortesía MGI)

“Nos pesó, explica el DT, que era el primer ‘clásico’, que había mucha gente, poco usual en el fútbol de mujeres, pero en la segunda parte, más tranquilas, pudimos hacer nuestro juego”

Con ese punto, que vale casi por tres por como se logro,  Danubio quedó de escolta de las violetas que dirige Fabiana Manzolillo y “nos puso en el compromiso de luchar por el ascenso”. Y para empezar esa ronda final de todos contra todos enfrenta a Náutico, el único que las derrotó en la fase previa.

“Éramos un equipo muy verde”, apunta García sobre el encuentro de debut en el campeonato. “Es una especie de revancha, va a ser un partido muy lindo”, dice este técnico, de 31 años, funcionario de la Corte Electoral, en su segunda temporada en el club y en el fútbol femenino. “Nos preparamos para siete finales”, anuncia.

“Estoy encantado, tiene otra llegada, otro acercamiento” expresa del fútbol de mujeres, y no esconde la emoción. Nacido en San Carlos, Maldonado, fue jugador de fútbol amateur, “sin brillar nunca”, y pronto entendió, confía, que lo suyo era la táctica y la estrategia, el juego y la enseñanza.

“La franja” quiere el ascenso. (Cortesía MGI)

Lo que puso en práctica en la creación con unos amigos en su ciudad del equipo Huracán Este, que aún rueda. “Hacía de todo, jugar, entrenar, lo que hiciera falta”, recuerda.

Y en Danubio, un club con 80 años de fundado y cuatro campeonatos en el fútbol uruguayo, (que toma su nombre del gran río europeo homónimo), de corto recorrido en el balompié de mujeres, halló un proyecto que abraza un enfoque integral.

“Queremos que las chicas entiendan el juego y hacemos énfasis en que estudien para que sigan progresando en la vida”, resume en unas cuantas palabras.

Danubio, además, tiene una estructura, que soporta su crecimiento y va más allá del ascenso. Bajo la presidencia de Alejandra Morales, el club dispone de una estructura que le permite competir en cinco categorías del femenino: Sub12 y Sub14 en la Asociación Uruguaya de Fútbol Infantil, Aufi, en ese entramado único de la Organización Nacional de Fútbol Infantil (Onfi). Solo Liverpool cuenta con una organización similar.

Y Sub16, Sub19 y mayor en los campeonatos de la Asociación Uruguaya de Fútbol, estas categorías, bajo la mirada de García, cuentan con el aporte de Walter Hernández, en la Sub19, y de Andreína Borges, en la Sub16. Mathías Caballero es el profesor responsable de la preparación física.

Agustina Felix está al frente de la Sub14 y Valeria Pisano de la más pequeña. Borges es, además, asistente de García. Danubio también tiene una escuelita. Y Mariana Gaspar despacha desde la oficina, y algo más.

El equipo mayor de Danubio se formó a partir de la promoción de las chicas de la Sub19, con las que se estrenó el año pasado García, más las que salieron de un llamado de aspirantes. “Apenas quedan unas cuatro del equipo anterior”, dice el técnico.

De la nómica de jugadoras con una media de 23 años ––con dos mujeres de largo recorrido como Cristina de León, 45 años, y Silvia Olivera, 41, y la también experimentada Sofía Benavides, capitana y una de las goleadoras, “que aportan mucho dentro y fuera de la cancha” –– García destaca la entrega en el trabajo.

“Hay siempre 20 entrenando, nunca se baja de ese número, que habla de su compromiso por seguir creciendo”, dice. Un ambiente que atrajo a otras tres chicas, dos de Liverpool y otra de River Plate, que se incorporaron en el reciente período de pases.

“La sintonía se tansmite, llegan con una felicidad enorme”, remata el DT. La franja repotenciada y reforzada.

LA PRIMERA JORNADA DE LA RONDA FINAL

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: