Press "Enter" to skip to content

Fútbol femenino de OFI GUILLERMINA RODRÍGUEZ, la COMODÍN de Santa Bárbara

Ex jugadora de selección y de River Plate de Montevideo, del grupo que fue a la Libertadores Femenina de 2010, entrena a la primera y sub16 de su club actual y juega “en la posición que sea útil al equipo”.

Javier Conde  @futbolella / @jconde64

“Siempre ando a mil”, se presenta Guillermina, de 29 años, nacida y criada en Ismael Cortinas, un pueblito de un millar de habitantes en el Departamento de Flores, donde jugó fútbol con varones hasta los 15 años.

Madre de una niña, –Josefina, de tres años que quiere el celular mientras ella habla-, profesora de educación física, estudiante de una tecnicatura en recreación, le roba tiempo al tiempo para adiestrar a las jugadoras de las categorías mayor y Sub16 de Santa Bárbara.

“La idea es entrenar tres veces por semana pero en realidad son dos, todas andamos complicadas con los horarios de trabajo y estudio”, cuenta.

Con la Celeste en un Sudamericano frente a Venezuela. (Cortesía GR)

Santa Bárbara, de Trinidad, la capital de Flores, donde ahora vive Guillermina Rodríguez, es parte del Grupo de Artillería No. 2, en cuyas inmediaciones del cuartel está la cancha de fútbol en el que entrenan los equipos masculinos y femeninos.

“A veces compartimos la cancha: una mitad para la primera de varones, y la otra para la primera de chicas”, explica. “Pura igualdad”, destaca, rasgo sorprendente porque en casi todos los lugares los campos tienen horario y uso preferencial para los hombres.

El club comenzó en el fútbol femenino en 2014 con las categorías sub11 y sub13 y la de mayores. “Las chiquitas fueron creciendo y ahora tenemos una sub16”, dice.

Ella había dejado la práctica de fútbol en 2012 porque le coincidió trabajo y la tesis de educación física y no le daban los horarios, a pesar de que es experta en exprimirlos.

Santa Bárbara posa, con Guillermina en el centro. (Cortesía GR)

Guillermina hizo la licenciatura en Paysandú, donde entrenaba y los fines de semana iba a Montevideo a jugar en River Plate, con el que participó en la segunda Libertadores Femenina (2010), que obtuvo el primer empate (contra Deportivo Quito) y la primera victoria (contra Formas Íntimas de Colombia) para equipos uruguayos. También formó parte de selecciones charrúas a sudamericanos.

“Al crearse Santa Bárbara femenina volví, como entrenadora y jugando”, señala. Usa el número 7 pero admite que no tiene posición fija. “Prefiero de zaguera, donde me precise el equipo, soy un comodín”, y se ríe.

Su equipo ha logrado meterse en los cuartos de final de la Copa Nacional de la Organización de Fútbol del Interior (OFI) y “soñamos con levantar algún día la ‘orejona’, como le decimos a la copa”. Santa Bárbara viste un uniforme semejante al River de Argentina, con la diferencia de que la franja roja cae de izquierda a derecha.

Los inicios en 1990 en el baby mixto de Arroyo Grande. (Cortesía GR)

Su equipo apuesta a un fútbol asociativo, que tenga amplitud, que le saqué provecho a la utilización de los espacios para atacar y “defender juntitas”.

En la actual 17ª. edición del campeonato de OFI (Copa Onu Mujeres/ Torneo 10 años de Gol Al Futuro) , que se reanuda este fin de semana tras el impasse arbitral, Santa Bárbara integra la Serie H con Oriental de Paso de Los Toros, Defensor Sporting de Sarandí del Yi y Rampla Juniors de Durazno.

Tras cuatro jornadas, suma cuatro puntos producto de una victoria sobre Oriental y un empate con Defensor. Necesitaría ganar los dos partidos que el restan (Oriental, último de la llave; Rampla, líder) y que Defensor no sume tres puntos para avanzar a octavos de final. La goleadora del grupo, con tres tantos, Flavia Barretto es de Santa Bárbara.

“Aún tenemos chance”, se esperanza Guillermina, que, por si fuera poco lo que hace, está a la espera de que se abra el curso para sacar la Licencia A de entrenadora. “La B la hice en San José”: 200 kilómetros ida y  vuelta que hacía dos o tres veces a la semana.

“Son muchas cosas, pero así es la vida”, exclama y se vuelve a poner a mil.

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: