Press "Enter" to skip to content

Femenino uruguayo Bella Vista tiene EN LA MIRA el ascenso

A falta de cuatro jornadas, las chicas del denominado equipo papal mantienen una cómoda ventaja en la tabla anual de la Divisonal B. “Es muy difícil que nos agarren desbalanceados”, dice su entrenador Ezequiel Burgueño. (Imagen principal cortesía Club Atlético Bella Vista)

Javier Conde/ @futbolella/ @jconde64

 

Bella Vista está de regreso en el fútbol femenino. Fue uno de los siete cuadros que participaron del campeonato inaugural uruguayo en 1996. Este año volvió a la competencia y está cerca de juntarse con los grandes en la primera categoría, donde mandan Colón, Peñarol y Nacional.

  • Hemos ampliado la ventaja sobre nuestros perseguidores en la tabla anual y suben dos a la Divisional A. Progreso es líder y en buena ley fue el mejor cuadro de este torneo. Con ellas perdimos hace un par de semanas 1-0.

Para Ezequiel Burgueño, quien habla, es su debut como entrenador en los campeonatos de la Asociación Uruguaya de Fútbol, AUF, aunque acumula cinco en los torneos de la Organización de Fútbol del Interior, OFI.

Inicio para él, reinicio para el club, que a falta de cuatro fechas avizora un final feliz: el equipo amarillo y blanco, los colores del Vaticano, de allí, dicen, lo de papal,  acaricia el ascenso. La semana pasada se impuso 8-0 sobre el colista Boston River, con un triplete de su goleadora Ximena Saavedra, y a la par caían Náutico (1-2 contra Canadian) y Atenas (0-3 contra Progreso), que se descuelgan a ocho y siete puntos (también Canadian) por detrás y restan 12 puntos por disputar.

El plantel de las chicas de Bella Vista que vislumbran el ascenso a la Divisional A. (Cortesía Bella Vista)

Burgueño, además de dirigir el primer equipo de Bella Vista, coordina una suerte de Sub19 – “en realidad son chicas de 17 años y menos”, apunta–  que está en un proceso de formación bajo la dirección de Martín Britos.

“Queremos que compitan el año que viene en AUF”, adelanta Burgueño. De subir, el club estaría obligado a presentar, al menos, un equipo en Sub19 o Sub16. El equipo formativo y el primer plantel comparten a la preparadora física Cecilia Gómez.

Burgueño, licenciado en Sociología, que comenzó estudiando en Argentina, llegó al fútbol femenino más por un tema de género que deportivo. “Una sobrina me pidió ayuda para un equipo de babyfútbol y me involucré; ella lo dejó y yo seguí”, cuenta. “Vi una linda oportunidad para entender el mundo femenino”, explica de su enganche con el fútbol de mujeres.

Sobre la cancha organiza alineaciones pero también hurga en el tema de la igualdad de oportunidades, que es lo que lo mueve. “Hay tantas cosas que contar, hay una chica en el equipo que hace 200 kilómetros en moto para ir entrenar”, dice.

Una buena parte de las gurisas (niña o adolescente en expresión rioplatense) que están en Bella Vista las dirigió Burgueño previamente en el Deportivo La Amistad en la ligas de Pando (en el Departamento de Canelones, contiguo a Montevideo) , que ganaron en varias oportunidades, y de OFI.

Cuando las chiquilinas se enteraron  de que este año no habría competencia local en Pando hablaron con la delegada y le presentaron el proyecto a Bella Vista para poder jugar en AUF“, recuerda Burgueño. Luego se hizo un llamado a nuevas jugadoras y a él mismo.

  • Hay 25 jugadoras fichadas y el 60 ó 70 por ciento ya las conocía, las más veteranas vienen de La Amistad, luego hay un grupo de chicas muy jóvenes y otro intermedio, de 21 a 25 años.

El DT de Bella Vista ordena a su equipo de acuerdo al rival que le toca enfrentar, siempre que tenga la información al día. Lo clásico, sin embargo, es un esquema 3-4-3.

  • Es intocable una línea de tres en el fondo, dos volantes mixtos de contención, dos carrileras rápidas. No es ni más ofensivo ni defensivo, aunque nos catalogan más de un equipo defensivo.

Las carrileras, revela, tienen mucho aeróbico y si el rival empuja al equipo hacia atrás, ellas bajan y defienden con cinco. “Las de contención nunca se mandan las dos al ataque, una siempre queda, es muy difícil que nos agarren desbalanceados”, afirma.

Y adelante confía en sus tres balas: Saavedra y Luana Méndez, y la juvenil Cecilia Bognar.

Mientras saca su licencia Pro y se prepara para una categoría más exigente, Burgueño atiende su pequeña empresa de mantenimiento de edificios. “El fútbol es por placer e interés social”.

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: