Press "Enter" to skip to content

Mundial Sub20 femenino AMÉRICA FUERA

Ninguno de los cinco equipos del continente –incluido el tres veces campeón Estados Unidos– superó la fase de grupos. Un breve e inicial análisis. (Imagen principal APF/ Paraguay Vs Japón)

 

Javier Conde / @futbolella/ @jconde64

 

Los datos son elocuentes: dos victorias y dos empates en 13 partidos (dos juegos entre equipos del área) . Y 41 goles en contra en las alforjas. Las selecciones americanas –dos del norte (Estados Unidos y México), una caribeña (Haití) y dos sudamericanas (Brasil y Paraguay) –regresaron pronto a casa.

Por contra, en cuartos de final estarán cinco europeas, dos asiáticas y una africana: Nigeria, subcampeona mundial en 2010 y 2014.

En 11 juegos contra rivales de los otros continentes solo dos empates (Brasil- Inglaterra 1-1; Estados Unidos-España 2-2).

“Muchísima diferencia, la verdad”, suelta, parca, Epifania Benítez, la DT de Paraguay, luego de la derrota 6-0 contra Japón. “Ellos se dedican a esto, en Sudamérica aún no”, añade.

Brasil, campéon invicto sudamericano, nunca se recuperó de la derrota inicial ante México y solo sacó un punto. Paraguay, subcampeona de la región, con un largo proceso de preparación, cayó en sus tres partidos por goleada en un grupo muy duro con Japón, Estados Unidos y el líder España.

Benítez, muy cercana a sus jugadoras, dice que las chicas están “conscientes de que nos faltan muchas cosas”. Algunas de ellas están en tratos para enrolarse en el fútbol europeo. Y crecer.

“El mejor partido de Paraguay fue el primero, que perdió 4-1 con España; jugó de igual a igual y pegó tres pelotas en los palos que marcaron la diferencia”, resume Daniel Pérez, entrenador de Peñarol femenino, el campeón vigente de Uruguay.

Brasil, tres veces semifinalista, perdió con el cameón vigente, Corea del Norte, y quedó eliminada en la fase de grupos.

Contra Estados Unidos y Japón fueron derrotadas en ambos casos 6-0.  “Sufrió mucho, se impuso el físico y la velocidad”, comenta Pérez, que apreció en el caso brasileño cosas interesantes “más en lo individual que en lo colectivo”.

“¿Por qué estamos tan lejos?”, se pregunta,  “por edad deportiva”, se responde. Pérez observa que la mayoría de las jugadoras comenzaron tarde en el fútbol y “se han perdido las fases sensibles para el aprendizaje”. Advierte que las integrantes de la selección sub 17 de su país, que se prepara para el mundial de la categoría en Uruguay, en noviembre próximo, “se iniciaron muchas de ellas en el fútbol en las categorías infantiles”.

Desde Colombia, el entrenador venezolano Omar Ramírez, a cargo del campeón Atlético Huila para la Libertadores femenina, cree que el nivel sudamericano ha caído con respecto al mundial de 2016, celebrado en Papúa Nueva Guinea, en el que participó su país. En esa ocasión, Brasil y México llegaron hasta cuartos de final. “Se hace poco por el fútbol de niñas por aquí”, cuestiona.

Ana Rossell, presidenta del CD Tacón de la segunda división española, entrenadora y master en gestión deportiva, atribuye la diferencia de nivel a “la cantidad de años de trabajo que hay detrás”. En España, precisa,  se trabaja “mucho y muy bien» las categorías inferiores desde prebenjamines (7-8 años)

“En unos años estareis al mismo nivel”, expresa optimista en referencia a Sudamérica. “Se trata de invertir en recursos y de profesionalizar estructuras. Es cuestión de tiempo”, concluye.

Ramírez pide más seriedad a las instituciones; Pérez más roce internacional y mejor preparación –“que es un tema largo de hablar”. Y Benítez, que habló antes de partir de la Bretaña francesa, admite su sorpresa por todo lo que vio. Mucho para procesar.

Be First to Comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: