Press "Enter" to skip to content

Liga femenina ecuatoriana CUMANDA AGUA LLUVIA: nombre de novela para un club familiar

Clasificado a la segunda fase del campeonato de fútbol de mujeres de Ecuador, este equipo de la Amazonía cuenta con tres venezolanas en su plantel, dos de ellas de la Vinotinto de futsal. (Imagen principal cortesía Cumanda Agua LLuvia)

 

La literatura y el fútbol son viejos amigos. Ni el mar, ni el viento, Platko, rubio Platko de sangre, guardameta en el polvo…,canta desde hace 90 años la oda de Rafael Alberti al portero húngaro del Barcelona. Y portero juvenil fue Albert Camus en el Racing Universitario de Argelia, añales atrás. Y un equipo de fútbol femenino con sede en Puyo, provincia de Pastaza,  exhibe por las canchas  de este país el nombre de la primera novela ecuatoriana. Y Cumandá, en la historia del escritor Juan León Mera, fue mujer.

José Francisco Ruiz, contador público y empresario, le agregó el apellido: Agua Lluvia, que es, a su vez, el de un complejo recreacional de su propiedad. Ruiz fundó Agua Lluvia en 2009 para participar en torneos barriales y cuando quiso incursionar en la liga que organiza a Federación Ecuatoriana de Fútbol requería el auspicio de un club registrado. Y ahí se produjo la fusión entre Cumandá –de vieja data en la región, compitió en la fase de ascenso al fútbol profesional– y Agua Lluvia. “Gracias a ese encuentro pudimos participar y por eso conservamos la denominación”, aclara Ruiz.

Cumanda –aunque el nombre de la heroína de la novela lleva acento, el equipo prescinde de la tilde– es una institución familiar: los Ruiz, –hermanos, primos y sobrinos–, son los que están al frente del club, uno de los ocho que este último fin de semana de junio inician la segunda fase del campeonato de fútbol femenino de Ecuador. “Estamos en el grupo A junto con Deportivo Quito, Club Ñañas y Universidad San Francisco”, dice Ruiz.

Anelkis Pinto, Kathleen Rosales y Yilvi Conde: las tres venezolanas de Cumanda. (Cortesía CALL)

El grupo B lo integran Unión Española, campeón del torneo Apertura, Espuce, Espe y Liga Deportiva Universitaria. En ambas llaves se jugarán dos rondas, ida y vuelta, y los dos primeros de cada una pasarán a las semifinales del torneo.

Ruiz aspira a avanzar porque cree que las fuerzas están equilibradas. “Siempre hemos estado a la par con los rivales del grupo”, apunta. Cumanda fue líder en las jornadas iniciales de la primera fase del campeonato pero luego las lesiones de algunas jugadoras clave lo hicieron perder posiciones. Entrenadas por el ex jugador profesional Fabián Ayoví, Cumanda reclutó a tres jugadoras venezolanas: Yilvi Conde y Kathleen Rosales, integrantes de la selección Vinotinto de fútbol sala, y Anelkis Pinto,  que disputó con Carabobo Fútbol Club la liga nacional en su país. “Se han adaptado  muybien al fútbol de once”, precisa Ruiz.

Las chicas de Cumanda se desplazan en esta buseta hasta el estadio Municipal de Shell, en Pastaza. .(Cortesía CALL)

Cumanda juega sus partidos de local en el Municipal de Shell –el estadio y la parroquia heredaron el nombre de la petrolera, que obtuvo la concesión de esas tierreras en 1937– donde “como mínimo” unos tres centenares de personas asisten y apoyan al club. “Es el doble de gente de la que convocan los equipos que visitamos”, calcula Ruiz, que espera contar con ayuda de la prefectura provincial para costear la participación en la liga femenina. “Este año está más cara”, acota.

La Federación Ecuatoriana de Fútbol financia los gastos gruesos de los equipos de la liga femenina, con fondos de la propia FEF, Conmebol y Fifa. “Nosotros cubrimos hospedaje, movilización, uniformes, alimentación, todo le damos”, afirma Ruiz. El club dispone de una buseta para llevar a las jugadoras a los entrenamientos y a los juegos de local:  Garra y Corazón se lee en su parte posterior, frase flanqueada por los escudos del club y de la prefectura de Pastaza.

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: